No dejes de visitar este lugar, macizo rocoso con majestuosas vistas a más de 600 metros sobre Lysefjord cerca de Stavanger (suroeste de Noruega).

¡Son menos de dos horitas andando y llenaras tu alma de Energía Renovable!

Muy recomendable visitar Sydney en navidad y fin de año para disfrutar de un diciembre especial. Merece la pena Bondy Beach y los barcos-autobuses de la bahía.

 

¡Salta como un canguro y disfruta el presente!

A tres horas en avión de Sydney no dejes de visitar este paraíso natural y sostenible donde todo es calma y honestidad. La acampada es libre y el tiempo se para. Te recomiendo "ESCAPE" para esta aventura.

Todas las islas griegas merecen la pena pero no dejes de visitar Santorini y Mikonos que son dos perlas del Egeo y no te defraudarán.

En verano son muy turísticas pero si vas en octubre las aprovecharás más. Hay muchos ferrys que las conectan.

Cima de la montaña

Dime,
¿Dónde quieres ir?

Viajar estimula la creatividad, la tolerancia y la solidaridad. Viajar nos da la oportunidad de ampliar nuestros horizontes y explorar lo desconocido, atrevernos a probar sabores, sensaciones y sentimientos nuevos sin miedo al fracaso. Los destinos lejanos pueden ser viajes sostenibles pues una vez llegas a ellos
son aprendizajes para vivir despacio y cuidando el entorno.